Introducción

¡Feliz Año Nuevo Chino del Mono!

La historia del zodiaco chino se remonta a la antigüedad. Incluso hoy en día, los chinos lo usan como fuente de información sobre el carácter, talento, inclinaciones y conducta de otras personas. A cada persona, en función de su fecha de nacimiento, se le asigna un signo de los doce: rata, buey, tigre, conejo, dragón, serpiente, caballo, cabra, mono, gallo, perro o cerdo.

El zodiaco chino se rige por el número 12, está hecho de 12 signos con nombres de animales. Sin embargo, el ciclo constante se puede dividir no sólo en 12 meses como en el zodiaco que conocemos en Europa, sino también en 12 años y 12 horas dobles de un día completo. Por otra parte, en el zodiaco chino juegan un papel importante los 5 elementos: agua, madera, fuego, tierra y metal. En resumen, se pueden contar 60 combinaciones, las cuales, asignadas a determinados años, forman ciclos de 60 años que afectan a las personas nacidas en un momento dado.

 

La mitología del zodiaco chino

A lo largo de los años se han acumulado muchas historias sobre los orígenes del zodiaco, de los cuales dos son las más extendidas. La primera afirma que fue Buda quien convocó a todos los animales, pero sólo doce de ellos vinieron. Como recompensa, Buda se comprometió a nombrar los años siguientes con el nombre de cada animal en el orden en que habían llegado. Estos fueron: rata, buey, tigre, conejo, dragón, serpiente, caballo, cabra, mono, gallo, perro y cerdo. De acuerdo con la segunda leyenda, los doce animales tuvieron una discusión sobre cuál de ellos era el más importante. No pudieron llegar a un acuerdo y se les pidió a los dioses que resolvieran la disputa. Se impuso entonces una carrera: el animal que cruzara primero el río llevaría el primer lugar en el ciclo de años consecutivos. Los animales se reunieron en una orilla del río, y cuando se les dio la señal, saltaron al agua. El buey no sintió que la rata había saltado sobre su espalda, entonces, cuando el buey se acercaba al otro lado del río, la rata saltó hacia delante, llegó a la orilla y ganó la carrera. El orden en el que los animales alcanzaron la meta estableció el orden en que gobiernan durante los diferentes períodos dentro del calendario.

 

¿Es mejor ser rata o cerdo?

Según los chinos, la naturaleza del animal que gobierna un año determinado tiene una gran influencia en las personas nacidas en ese momento. El zodiaco chino predice no tanto el futuro, sino que proporciona información sobre el carácter, el estilo de vida, emociones, acciones, puntos fuertes y débiles de las personas nacidas bajo un signo determinado. De esta manera, no solo puede ayudar en la elección de una carrera profesional o una pareja, sino que también ayuda a entender a un amigo, colega o jefe. Por lo tanto, tal vez valga la pena aprovechar la sabiduría china y averiguar lo que realmente somos.